miércoles, 2 de julio de 2008

Pavana para una infanta difunta. Ravel.




Que puedo decir de esta obra.. que desde que empieza hasta que acaba, te zarandea, te mueve, te lleva a donde quiere, hace que veas cosas que jamás viste, en sitios donde jamás estuviste. Una joya, sin duda.

2 comentarios:

¿Arqueóloga de mascotas? dijo...

Ester y tu estais obsesionados con esta obra!! Yo personalmente prefiero la Pavana de Faurè.. continúa el misterio de por qué se titula "para una infanta difunta"... Podrías averiguarlo para mí :D

silvia dijo...

El título de Infanta Difunta no tiene nada que ver con lo trágico de la obra, ni siquiera se la dedicó a ninguna infanta (aunque algunos dicen que fue a su patrona la Princesa Polignac, sólo le pareció curioso el juego de palabras que resulta del francés:Pavane pour une infante défunte.En una ocasión, Ravel escuchó una versión tal lenta y malancólica, que le llegó a decir al pianista que:-" la que estaba difunta era la infanta y no la pavana"